Monthly Archives: Octubre 2014

GRITOS

Subí a una montaña en la oscuridad de la noche y la ilumine gritando tu nombre,

empecé a gritar tu nombre hasta fastidiar la luna.

Conseguí que se alejara para que buscara una nube de lluvia,

Cuando la trajo con la esperanza de callarme solo consiguió mojarme porque seguía gritando tu nombre.

Poco después se canso y se marcho.

Ya era tiempo de amanecer y yo seguía con tu nombre en mi voz, fastidie al sol y se enfado tanto que empezó a calentar la tierra.

Yo seguía gritando tu nombre y la naturaleza completa no me soportaba.

Al sol se le ocurrió que si yo tenia un gesto de impresión, de pronto era posible que me callara.

Trajo ante la majestuosidad de un arco iris inmenso de colores muy definidos, pero la impresión mas fuerte fue haberte conocido y por eso sigo llamándote.

Ese arco iris espero tanto que se descoloro, el sol busco la forma de encontrarte, era la única solución para callarme, pero te busco y ni siquiera Dios te pudo encontrar.

ANGEL

Tomaste mi corazón y en tu vuelo te elevaste.

Cruzaste el cielo para ver las amarguras de una ciudad.

Armonizabas con ese color celestial.

Desde la distancias te reconocieron como un ángel.

y con mi corazón llegaste al cielo.

Recibiste de Dios su aprobación,

con felicidad a mi regresaste

y colocaste mi corazón muy cerca al tuyo.

Matices de colores rafagantes,

quemaban los ojos de los que se ahogaban en un murmullo.

y latiendo los dos corazones a un compás,

a través de los instantes, nació este amor.

LADRON

Robe la luz del sol.

La coloque en mis ojos.

Me divertí alumbrando la oscuridad,

con mis linternas oculares.

Logre aparecer el día,

cuando con la fuente de luz en mis ojos,

desperté e ilumine la noche.

Me aburrí y la devolví al sol.

Robe una estrella.

La coloque en mi pecho.

Me divertí viendo iluminarme.

Con la corriente de luz recorriendo mi cuerpo,

vi la transparencia de mi piel.

Me aburrí y la devolví a la noche.

Robe palabras de una poesía.

Las coloque en mi lengua.

Me divertí hablando, con los postes, con las cosas, hablándome a mi mismo.

gritando, murmurando, hablando hasta agotar la saliva.

Me aburrí y la devolví a la poesía.

Pero no he podido robar tu corazón,

para colocarlo en mi alma.

Cuando lo tenga llenare el universo con mi felicidad.

Nunca me aburriré y nunca te lo devolveré.

DILEMA

¿ Cómo decirle que no necesito su amistad ?

Tiene nobles sentimientos y una locura al hablar, pero su aparición es solo fugaz, porque su destino sin saberlo esta escrito para otro lugar.

Talvez tengo temor de su corazón, sé que en ese órgano de repulsivo palpitar estoy yo, aunque logra buscar mi amistad siento que disfraza su intención.

Su compañía no me molesta, pero a veces es tan lejana y vacía. En su mente crece la sensación de haberme acompañado durante mucho tiempo, desde antes de nacer según su vocación.

¿Qué palabras usaré sin herirle tanto? Es difícil entender que quiere mi felicidad y que solo me exige sinceridad, y no es que no me importe, me importa porque quedará por siempre capturada en estas letras.

CANCION

oí: “Cuando sientas miedo canta”.

Ya tenia uso de razón cuando eso.

Me asustaba la oscuridad y deseaba escapar de ese lugar donde no hay luz, no hay sombra, no hay nada.

Esperaba encontrar un espacio de silencio entre mis gritos.

Huía de la oscuridad.

Mis oídos zumbaban con su palpitar, y palpitaba porque esta oscuridad estaba muy viva.

Quería devorarme.

Yo corría hacia donde pudiera ver las estrellas hasta encontrar mi sombra producida por la luz de la luna.

Allí me detuve y mientras descansaba miraba asombrado la luna, la admiraba por ser como era.

Atrás había quedado la oscuridad.

Me inspire en su ausencia.

Con esa inspiración logre hacer una canción, pedí a la luna que me regalara armonía, pero no me dio nada más que su luz. Al fin y al cabo era solitaria. Le brinde mi amistad, tampoco la acepto. y la luna empezaba a caerme mal.

Continúe con mi canción y me toco esperar al sol para que me regalara una armonía, complacido me la dio, pero tanto lo espere, que la canción resulto muy larga, tan larga que hoy mendigo mas oscuridad para alcanzar a cantarla.

A LA MUERTE

Quería escribirle algo a la muerte.

¿Qué le podía yo expresar?

En mi voz su mención por una que otra depresión,

sustentadas por falsas tendencias suicidas.

Quería escribirle algo a la muerte,

pero sin la intención de burlarme

ríe mejor el ultimo que ríe y por eso a ella se le ve siempre muy sonriente.

Quería escribirle algo a la muerte,

Tenía que hacerlo ya.

Porque aunque en juventud me bañe,

sin esperarla puede llegar.

AMANECE

¿Sol, que afán tienes? Déjame soñar.

¿Por qué traes la aurora y me molestas con tu amanecer?

¿Es que le tienes envía a la noche?

Sé que te gusta exigirle a la gente un nuevo comenzar,

pero existe gente como yo que disfruta la noche por que le gusta dormir.

No. Tal vez soñar……

y no es por pereza, es por escapar de la realidad.

Sol, A veces me molestas, cuando entrego a la cama mi cansancio y estoy profundamente dormido, me despiertas bruscamente con tu luz hasta enfadarme.

¿ Acaso es el tiempo quien te empuja ?

Cuando en la soledad la luna consuela mi desvelo me siento tranquilo, pero justo cuando la obsesión  de la noche espanta mi insomnio y me deja dormido en silencio, en ese mismo momento apareces tú, sol prepotente, con tu exigencia de levantarme.

Me fastidia tu aparecer, pero volvemos a reconciliarnos antes del atardecer.

Tú eres feliz viendo dar vueltas al mundo, sol, deberías soñar mas a menudo.

 

TITERE

Triste el titerillo pierde vida y gana llanto,

loco el titiritero que no sabe que tiene tanto,

Tal títere lo manipula a su antojo

Mientras lo que consigue este loco,

es poner a su libre mente cerrojo,

para calmar su esquizofrenia un poco.

Triste el titerillo, se alista a cada función.

Loco el titiritero, decide lo que hay hoy

y nunca se ha preguntado si su títere piensa.

Si.

Si piensa.

Pero al titiritero no le interesa, ve solo el dinero como valor,

nunca le ha interesado de su títere su corazón.

Nunca ha tenido que dejarse manipular de nadie.

Pero el títere piensa, ¿qué piensa el títere?

El títere sueña volar aunque no sabe caminar.

Dejar sus piolas al viento y dejarse llevar.

Pero vuelve este loco usurpador titiritero

a acabar con la quietud de su muñeco.

Solo a esperar terminar su función para poder recoger su dinero

y guardar su titerillo para seguir perdiendo tanto.

SENTENCIA

Me sigues matando.

Poco a poco me oxigenas menos aire.

Cada vez aumenta la tortura,

tal vez si querer, tal vez estoy muriendo por ti y no lo sabes,

Tal vez lo sabes y no te importa.

Conscientemente perdí mi garganta,

pero te había gritado, tú tal vez sorda,

me respondiste con silencio.

Y yo mismo perdí mi garganta porque hablarte mas de lo que siento

habría sido torturante.

Solo buscaba que supieras que eras mi universo

y que olvidaras lo que para ti significaba.

Ahora estas cerca del homicidio

y si en el amor hubiera reprimenda judicial

no me imaginaba lo que seria tu sentencia.

En una corte te juzgarían y acusarían de utilizar el amor

para una cuestión fatal.

De esposas un par de pulseras de plata, sin que la encadene

sino que las embellezca, testigos solo el tiempo.

y si me dieran otra vida para ser el juez,

La prisión ni la conocerías y tan ciego estoy que seria yo mismo el condenado

y el veredicto seria ….. suicidio.

NOCHE

Te busco en el sereno de la noche,

encuentro la inocencia que te gala

bajo la luz de la luna, esa luz que trae a mi tu sombra.

 

Siempre he estado perdido en el laberinto de una ilusión

es posible que lleves a mi el camino de salida,

aun así no se si quisiera salir de allí.

 

He soñado tanto con hacer realidad mi ilusión

que recrimino al tiempo por no haber premiado mi paciencia.

Aun te busco en el sereno de la noche.

La neblina de la madrugada niebla mi corazón

y no se lo que siento, no se si quisiera saber,

no quiero arriesgarme a perderme en otro laberinto.

 

Te busco en el sereno de la noche

y te encuentro tantas veces, en las que me engalanas con tus palabras,

sin preguntarte que sientes, callando mis verdades,

tal vez de mañana ya sean mentiras.

 

Siento que eres la estrella que adorna un fondo oscuro de mi vida

no espero que seas la luna, el centro de atención de esa oscuridad.

Entonces, dejamos simplemente al frío de la noche, las palabras ajenas al amor

Porque mientras soñemos cada uno por aparte,

el día estará venciendo una vez mas la noche y al rato renacerá nuevamente la noche

y la esperaré para buscarte.

« Older Entries